Coches híbridos vs coches diésel

coches mejor valorados Euro NCAP

Descubre las diferencias entre híbridos y diésel

Si estás pensando en comprar un coche pero dudas a la hora de elegir entre un coche híbrido o uno diésel, este será un post ideal con el que podrás aclarar algunos conceptos para facilitar tu tarea en el momento de tomar la decisión final. A lo largo de estas líneas intentaremos explicar las ventajas de cada uno para ayudarte a decidir qué tipo es el que más se adecua a tus necesidades.

Ventajas de los coches híbridos

Antes de nada definiremos lo que es un coche híbrido. Un coche de tipo híbrido combina dos motorizaciones, un motor de combustión interna y otro eléctrico alimentado por baterías adicionales a la principal.

En los últimos años este tipo de coches ha ido ganando en popularidad y cada vez es más habitual verlos por nuestras carreteras. Sin duda han experimentado una gran evolución y no son pocas las ventajas que obtenemos al comprar un coche híbrido. Algunas de las más importantes son las siguientes:

  • Menor contaminación

    Ya que reducen en un alto porcentaje las emisiones de gases respecto a otro tipo de vehículos.

  • Mayor eficiencia en el consumo de combustible

  • Menor contaminación acústica

    Ya que los motores de estos vehículos son muy silenciosos.

  • La ventaja de poder usar sólo uno de los motores.

    Por ejemplo, al circular por ciudad podremos utilizar el motor eléctrico que es donde se produce el mayor gasto de combustible, lo que nos supondrá un ahorro económico importante.

Ventajas de los coches diésel

La aparición de los coches equipados con motores diésel supusieron un antes y un después en el mundo del automóvil. Tanto fue así que acabaron superando en ventas a los coches con motores de gasolina, los reyes hasta ese momento. Aún hoy en día los coches diésel siguen siendo los más vendidos y esto se debe principalmente por las siguientes razones:

  • Su nivel de consumo es medio. A pesar de que un coche diésel consume más que un coche híbrido o uno eléctrico, consume mucho menos que un coche de gasolina.
  • Un coche de motor diésel es muy fiable. Este tipo de vehículos ya no están en proceso de pruebas y representan toda una garantía.
  • Los coches diésel tienen motores más potentes, permitiéndonos subir sin problemas cuestas o grandes desniveles, así como para transportar peso.

Desarrollo sostenible, una mirada hacia al futuro

Aunque todavía los coches con motores de combustión son los grandes dominadores del mercado, es cierto que la irrupción de los motores eléctricos ha significado que cada vez se fabriquen más coches que incorporan estos últimos. En el futuro parece que está tendencia va a continuar así, ya que las marcas están apostando por el desarrollo sostenible, fabricando motores que favorecen la reducción de gases que afectan de manera negativa al medio ambiente. En esta línea podemos presumir que la tendencia será ver cada vez más coches híbridos o eléctricos en nuestras carreteras, sustituyendo éstos a los coches con motores de combustión, especialmente a los coches con motores diésel.